[Crítica] Foals – “What Went Down”

Foals What Went DownCuando se hace un disco conceptual tan extremadamente bien diseñado en contenido y continente no hace falta decir mucho si no escuchar. Volar espiritualmente es posible y Foals nos dan las alas con este nuevo trabajo, cargado de creatividad y lucidez.

Diez cortes que dejan con ganas de más pero la lógica dicta mesura con la excelencia para que ésta no pierda su mágico efecto y no empache. La tela melódica que envuelve gran parte de sus canciones genera una rápida conexión a un estilo difícil de catalogar pero innecesario como tal; un despegue emocional que te lleva muy alto en lo lírico y melódico. El “daño” ya está hecho.

El demoledor inicio no da tregua marcando rabia en “What went down”, una explosión de sonido, mensaje y percusión que invita al desenfreno. Fantástico golpe de efecto de los de Oxford demostrando que son capaces de hacer canciones que van desde el hit más digestivo como “Mountain at my gates” (como ya hicieran con “My number” en Holy Fire), al complejo y delicado compás de “Birch Tree”. Arrampla la pegadiza y sugerente “Albatross”, cuya construcción melódica con resuelta ejecución refleja crudamente la esencia del algorítmico sello Foals, alternada con canciones teñidas con downtempo (“Give it all”) como balance equilibrado al conjunto, demostrando su amplio espectro musical. Otros temas nos llevan a una reconfortante atmósfera nostálgica y bucólica (“Night Swimmers”, “Lonely hunter”) que tan bien manejan en sus medidas elaboraciones y aportan en cada trabajo.

En la recta final del disco, la pura belleza se torna en sonido en tres canciones que crean el perfecto desenlace al vuelo emprendido. El tono adquiere sosiego pero no pierde fuerza ni sentido; más bien todo lo contrario, como reflejan “London Thunder” o “A knife in the Ocean”. Perfectas demostraciones de musicalidad, con una etéreo manto de misticismo y emoción conducidas por un contundente y poético mensaje, cubriendo una melodía más sublime, si cabe.

Cómo pueden cargar de tanta pureza y sensibilidad ciertas canciones es algo todavía enigmático pero ciertamente agradable; especial y lógicamente al oído. La poderosa fuerza que impregna Foals en sus canciones hace de cada tema de este cuarto disco una autentica maravilla sonora. Es per se una demostrada maniobra de talento y autenticidad que refleja un poder creativo insuperable dentro de su género, donde ya cuentan con la redención de público y crítica, perplejos ante tanta calidad.

La fórmula de sus canciones es un cóctel energizante y paliativo para el alma aturdida entre tanta banalidad musical y fórmula manida. Es Foals la redención musical merecida de un sediento oyente que busca esa música certera y directa al interior de uno mismo.

Temas destacados: “What went down”, “Albatross”, “Night swimmers”, “London thunder”, “A knife in the ocean”.

Sello: Warner Bros (2015)

Escúchalo en Spotify

The following two tabs change content below.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR