[Crítica] Daughter – ‘Not to Disappear’

Poderosa y condensada emoción en su atmósfera melódica desde el inicio del disco. La aterciopelada y sensual voz de su vocalista es la marca de la casa. El trío británico dota de magnetismo y sensibilidad una propuesta en la línea sosegada de su anterior e iniciático disco.

Que pasen desapercibidos no es justificable en un panorama exiguo con pretensiones de equilibrado y justo para con el talento. Daughter posee la esencia de un estilo poco comercial, pero con amplias miras a un escenario selecto para avezados oyentes. La criba se muestra necesaria.

En el occidente más superficial tanto en lo musical como en doctrinas dispares, aparecen resquicios de una espiritualidad lejana convertida en experiencias difícil o injustamente descriptibles con palabras. La música como arte es una de ellas, y en concreto muestras como ésta clavan sentencia.

Diez canciones con similar esquema melódico con alguna justificada excepción, como “No care” o “Fossa”; las cuales descargan pulso y celeridad (dentro de los parámetros del estilo) a un conjunto sonoro balsámico pero nostálgico, a fin de cuentas.

Temas destacados: “New ways”, “Numbers”, “No care” ,“Fossa”.

Sello: 4AD (2016)

Escúchalo en Spotify

The following two tabs change content below.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR